Ferrocarriles Portugueses

 

A finales del siglo XIX existían en Portugal dos redes ferroviarias privadas de vía métrica explotadas por el Estado, “Minho-Douror” y “Sul-Sueste”. En 1926 el Estado procede a liberalizar la explotación de estas redes abriendo un concurso para transferir la concesión de éstas a compañías nacionales y el 9 de marzo del año siguiente, el Gobierno arrienda las citadas redes a la Companhia dos Caminhos de Ferro Portugueses. Esta sociedad ante la falta de experiencia en líneas de vía estrecha procede a subarrendar las líneas a la Companhia Nacional dos Caminhos de Ferro y a la Companhia dos Caminhos de Ferro do Norte.


En 1945, el Gobierno con el fin de conseguir una mayor eficacia económica en los transportes ferroviarios, establece un plan para sustituir todas las concesiones de vía ancha y estrecha y, en 1947 todas las líneas férreas portuguesas, excepto la línea de Cascáis pasan a integrarse en Caminhos de Ferro Portugueses (CP).


Las líneas situadas al norte de río Duero que discurrían paralelas a sus afluentes eran las siguientes:


Río Tâmega. Línea Livraçâo-Amarante-Arco de Baule (A partir de 1927 explotada por la Companhia dos Caminhos de Ferro do Norte.


Río Corgo. Línea Régua-Vila Real-Chaves (A partir de 1927 explotada por la Companhia Nacional dos Caminhos de Ferro).


Río Tua. Línea Tua-Mirandela-Bragança (A partir de 1927 explotada por la Companhia Nacional dos Caminhos de Ferro).

 

Río Sabor. Línea Pocinho-Duas Igrejas (A partir de 1927 explotada por la Companhia Nacional dos Caminhos de Ferro).


Entre el material motor procedente de estas líneas se encontraban 18 locomotoras del sistema “Mallet”, sistema de doble expansión que en síntesis consiste en dos grupos de ruedas, el primero de ellos articulado y el segundo montado sobre un bastidor fijo. Los cilindros de este último reciben directamente el vapor que, posteriormente, por una cañería se traslada a los del grupo delantero.

 

Estas 18 locomotoras, sistema Mallet con rodaje 1230 procedían de Norte, dos unidades con números E-181/E-182, construidas por Henschel en 1923 y dieciséis, de Estado (Minho-Douro), serie E-201/E-216, construidas también por Henschel entre 1911 y 1923.

 

Tres de estas locomotoras se encuentran actualmente en España. La E-205, que prestó servicio hasta 1985, fue apartada en Regua y desde aquí, trasladada en septiembre de 1998 al Museo Vasco del Ferrocarril donde actualmente se encuentra operativa, la E-215 al amparo de la AAFC de Baleares, en la estación de Mallorca-Enllaç y la E-182, adquirida por el coleccionista de material ferroviario Luciano Vañó, que se encuentra apartada en el depósito de los Ferrocarriles de la Generalitat Valenciana, de Torrent.

 

 

Nº E-182. Tipo 1230-T. Ancho de vía 1000 mm

 Henschel/19827/1923

 

Nº E-205. Tipo 1230-T. Ancho de vía 1000 mm.

Henschel/12280/1913

 

 

Nº E-215. Tipo 1230-T. Ancho de vía 1000 mm.

Henschel/19879/1923

 

 

Esta locomotora prestó servicio en las líneas de vía métrica situadas al sur del río Duero explotadas por el Estado,entre ellas, la de Sernada do Vouga-Aveiro.


Construida por Decauville en 1910 con número de fábrica 591, fue adquirida en los años ochenta, por el coleccionista de material ferroviario Luciano Vañó. Durante una época permaneció en las cocheras de Altea, de los Ferrocarriles de la Generalitat Valenciana siendo empleada ocasionalmente en el remolque del tren turístico “Limón Expres” en el Ferrocarril de Alicante a Denia.


A comienzos de 2000 fue trasladada a Alcázar de San Juan a unas instalaciones donde el referido Sr. Vañó tiene almacenado diverso material ferroviario.

 

 

 

Nº E-95. Tipo 130-T. Ancho de vía 1000 mm.

Decauville/591/1910.

Altea, 1997. Manuel Pérez García

 

Nº E-95. Tipo 130-T. Ancho de vía 1000 mm.

Decauville/591/1910.

Alicante-Benalúa, 1997. Manuel Pérez García

 

Última actualización: noviembre/2013

 

 

Imagen Aleatoria

b0516-m.jpg