Convento de San Francisco

 

«...La primera posesion que obtuvieron en esta [Alcoy] los recoletos franciscanos para fundar convento, les fué dada en 24 de Octubre de 1566, y sitio de la actual ermita de S. Roque; la cual habia sido ya hospicio de PP. Claustrales de dicha órden. No pareció á propósito el lugar para fundacion; tampoco lo era el concedido en 6 de Enero de 1569 en tierras del olivar de Arasil, por ser terreno flojo; y por fin se emprendió la obra en 1.º de Setiembre de dicho año en tierra del Bosquét de la foya del Paraís(1). Despues, por escritura pública del 25 de Febrero 1572, señaló esta villa al convento tierras suficientes para el huerto, y por otra del 21 de Diciembre de 1578 una pension diaria.

 

Durante los terremotos del siglo XVII sufrió mucho todo el edificio, pero reparado el deterioro continuó útil hasta los 138 años de su edificacion (1707) en cuyas fechas vino la guerra á transformar el convento en cuartel de las tropas de Felipe V, arruinándole por fin la artillería. Con este motivo se trasladaron los relijiosos, con las mejores alhajas, á la casa de Nicolás Gisbert, -hoy de la familia Gosalbez-, situada en la calle de S. Nicolás, cerca entonces de la puerta de la Villa; donde continuaron habitando hasta que en 1715, habiendo puesto ya reservado en la ermita de S. Mauro, se trasladaron los relijiosos en número de 28 á las habitaciones allí contiguas; celebrando sin interrupcion los divinos oficios mientras fué concluida la nueva obra...». (2)

 

Según Madoz: «...Al tiempo de la supresión existían dos conventos, uno de la órden de recoletos de San Francisco, fundado en 1740 á espensas de la ciudad, y en terreno propio de particulares, que lo cedieron para este objeto sin retribucion alguna, con 28 religiosos, los cuales, aunque esclaustrados, siempre han servido en su iglesia; y el otro del orden de San Agustin, fundado en 1290, por Doña Saurina de Entenza, condesa de Terranova, sobrina del ínclito rey D. Jayme el Conquistador, y mujer de D. Rogerio, almirante de Aragon, con 17 individuos; ambos edificios fueron comprados por la ciudad, y el de San Francisco destinado para cárcel. En cada uno de los conventos estuvo una escuela de párvulos, hallándose en el de San Agustin, cuya iglesia se abrió en 1844 á espensas de algunos devotos, la sala consistorial, las oficinas de ayuntamiento y el pósito ó granero público; en parte del mismo convento se construyó pocos años há el teatro, cuya fachada es de lo mejor de la ciudad..». (3)

 

Respecto del convento edificado junto a la iglesia de San Mauro y San Francisco, tras la exclaustración y desamortización de 1835, tal como dice Madoz, sirvió de cárcel y actualmente sus muros albergan el mercado municipal de San Mateo.

 

(1) En las escavaciones practicadas el año 1862 en dicho sitio para edificar almacenes y fábricas, que es donde estuvo la antigua plaza de toros, se descubrieron varios restos humanos y la tuberia que conducia las aguas potables al convento, desde la fuente ó nacimiento que aun existe á 30 metros Sur de dicho punto.

(2) Guía del forastero en Alcoy. José Martí Casanova. Alcoy 1864.

(3) Pascual Madoz. Diccionario geográfico-estadístico-histórico de España y sus posesiones de Ultramar. Madrid, 1845. Tomo I. pás, 467 a 472.

 

manolo serrano, 06/09/2010

 

manolo serrano, 06/09/2010

 

manolo serrano, 06/09/2010

 

Última actualización: 10/02/2022

 

 

Imagen Aleatoria

c10041m.jpg